BARCELONA, UNA CIUDAD ABIERTA AL MUNDO

Ya en la exposición de Shangay del año pasado, Barcelona se mostró como una ciudad ‘abierta al mundo’, cosmopolita, mediterránea, creativa y en donde se pueden compartir identidades, culturas, bagajes y experiencias, así como intercambios comerciales. A pesar de encontrarse en la Península, la ciudad condal siempre ha tendido hacia la internacionalidad, con gran voluntad de encontrarse más con Europa en un espacio común cultural que con el país al que pertenece, con el que a pesar de todo, comparte su idioma, sus raíces, su política, su economía y mucho más de lo que algunos piensan. Todo ello hace de Barcelona el lugar ideal para llevar a cabo unos estudios que tienen precisamente la voluntad de abrir fronteras, de unir culturas y de promover el encuentro de los habitantes del mundo en contextos internacionales. Hablamos de estudiar turismo. Hacer turismo es una de las maneras más habitual y al alcance de todos de conocer el mundo que nos rodea y de conocer, en el más amplio sentido de la palabra, cosa que hace necesaria la existencia de miles de personas que conozcan las dinámicas de este sector y trabajen en él. Y Barcelona es una de las poblaciones del mundo donde se requieren más puestos de trabajo en ese sentido. Ventaja que se añade a la lista de esta ciudad como un lugar ideal tanto para hacer turismo como para desarrollar unos estudios de turismo con vocación internacional y con un gran potencial en el futuro.

Una de las escuelas de turismo más conocidas y de mayor prestigio en Barcelona es la Escuela Universitaria de Turismo Mediterrani, donde puedes obtener un título universitario oficial y homologado. La carrera incluye hasta 6 idiomas, y como estudiante gozarás de múltiples ventajas: becas, convenios, prácticas, etc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *