¿Cómo emprender un negocio y ser tu propio jefe?

¿Cómo emprender un negocio y ser tu propio jefe?

Cómo emprender un negocio y ser tu propio jefe es una cuestión que atrae a muchas personas y cuya resolución excede la extensión de un post de estas características. Pero sin duda, podemos darte algunas nociones para lograrlo. Algo así como los ingredientes necesarios para la receta del éxito profesional.

¿Cómo emprender tu negocio? Con mucho de…

En esta receta para saber cómo emprender tu negocio, necesitarás algunos ingredientes en mucha cantidad y otros solo a modo de ‘pizca’. Algo que necesitarás en gran cantidad es la formación. Tu base de conocimientos ha de ser sólida y para ello has de cursar estudios superiores, especialmente si tienen materias de gestión de empresas. Así lo encontrarás en nuestro Grado en Marketing, donde contamos incluso con una asignatura de Emprendeduría.

Otro ingrediente de enorme peso es el esfuerzo: no darse nunca por rendido y asumir que, sobre todo en los comienzos, hay que trabajar duro. Esto está también relacionado con la seriedad y la profesionalidad que han de regir tus pasos. Por ejemplo, para realizar planes de negocio y marketing en las primeras fases del proceso sin dejar nada a la improvisación.

Y otro de los ingredientes que ha de estar muy presente al emprender un negocio es la información. Para tomar más decisiones correctas en los momentos adecuados, se ha de tener toda la información posible en la mano, y conocerla al dedillo. Por ejemplo, saber cuáles son los pasos y trámites burocráticos a seguir, qué herramientas de financiación hay al alcance de la mano, qué ayudas públicas pueden servir de gran impulso, etc.

Y con una pizca de…

Para que la receta quede completa, también hay que cuidar mucho los pequeños detalles. Por ello, para resolver la cuestión y saber cómo emprender un negocio tendrás que añadir una pizca de:

  • Capital: en realidad, que sea una pizca o un montón depende del tipo de actividad emprendida, de la cantidad de ayudas reunidas, del dinero conseguido por medio de financiación… Pero cuenta con que la inversión casi nunca es inferior a los 4.000€
  • Riesgo: rara vez el éxito es cosa fácil. Para lograrlo hay que arriesgar, hacer lo que nadie (o muy pocos) han hecho ya. Y eso quiere decir que puedes tener indicios favorables sobre los resultados, pero nadie te lo puede asegurar al 100%
  • Imaginación y creatividad: en determinados proyectos, el factor sorpresa puede ser la clave. O al menos, la originalidad al abordar un servicio o producto, desde un punto de vista diferente
  • Suerte: lógicamente, es un factor sobre el que poco se puede influir. Pero como a menudo se dice, la suerte es para quienes la buscan y para los que arriesgan. Y para tener éxito en un proyecto empresarial, una pequeña dosis de fortuna siempre será bienvenida. Y si llega la suerte con el pie cambiado, en sentido negativo, habrá que combatirla con la gran porción de esfuerzo y resistencia que indicábamos más arriba

Solo si reúnes todos o casi todos estos ingredientes, en la proporción descrita, tendrás posibilidades de éxito. Desde Mediterrani, nos ocupamos del primer aspecto básico, formándote sobre cómo emprender tu negocio. Pero sólo llegarás a ser tu verdadero jefe si pones sobre la mesa los otros requisitos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *